24. VAYIKRA | Y LLAMÓ
0
163

24. VAYIKRA | Y LLAMÓ

1. La Gracia de Dios en la Ley:

‌El libro inicia de una manera especial: “El Señor llamó a Moisés desde el tabernáculo”. No es que Moisés haya buscado dirección, o el pueblo haya querido saber cuál era el siguiente paso y posteriormente vaya a Dios. Como dice en Ro. 3:11 “11 Nadie es realmente sabio, nadie busca a Dios.  y  Gal. 4:9 “mas ahora, conociendo a Dios, o más bien, siendo conocidos por Dios,”.

En el Libro de Shemot (Éxodo), Dios nos muestra su salvación, (a través de la sangre de un cordero), En este libro de Vayikra (Levítico) nos habla sobre la santificación; y enfatiza en una palabra muy importante en el primer versículo

Cuando alguno de entre vosotros ofrece ofrenda a Adonai”,

la palabra que comunmente es traducida como ofrenda en hebreo es CORBÁN, pero esta palabra tiene un significado más profundo, que mas que palabra sería un concepto: ACERCARSE A DIOS.

Es como que el Libro inicia con Dios llamando al hombre, diciendo:

“Cualquiera que quiera acercarse a Mi, tiene que santificarse.

Y esto muy bien lo confirma el Brit Jadashá en Heb. 12:14 o tambien el 1 Pedro 1:15-16

‌En este inicio, Vayikra nos habla de ciertas caracteristicas del CORBAN (SACRIFICIO o ACERCARSE A DIOS)

A) El Corbán debía ser sin defecto:

En Levítico 1:3, Dios ordena que el animal ofrecido en sacrificio debía ser «sin defecto». Esto apunta al Mesías, quien también fue «sin defecto» y sin pecado (Hebreos 4:15

B) El Corbán debía ser voluntaria:

‌En Levítico 1:3, Dios dice que la ofrenda debía ser presentada «voluntariamente». Esto apunta al Mesías, quien voluntariamente se ofreció a sí mismo en sacrificio por nuestros pecados (Juan 10:17-18)

C) El Corbán tenía un propósito expiatorio:

En Levítico 1:5, se dice que la sangre del sacrificio es para «expiar» el pecado. Esto apunta al Mesías, cuya sangre fue derramada para expiar nuestros pecados y hacernos justos ante Dios (Hebreos 9:22-28)

D) La ofrenda de grano debía ser sin levadura ni miel:

En Levítico 2:11, se prohíbe el uso de levadura y miel en la ofrenda de grano. Esto apunta al Mesías, quien es «sin levadura», es decir, sin pecado (1 Corintios 5:7) , y que rechazó la oferta de vino mezclado con hiel (Mateo 27:34), lo que simboliza la amargura de la humanidad.

2. La necesidad de la confesión:

‌En Levítico 5:5, Dios instruye a los pecadores a confesar sus pecados antes de ofrecer un sacrificio por ellos. Esto muestra la importancia de la confesión y la humildad ante Dios. El Mesías también enseñó la importancia de la confesión y el arrepentimiento como parte de la relación con Dios (Lucas 13:3)

3. La santidad de Dios y la necesidad de purificación:

‌En Levítico 1-5, Dios establece la importancia de la pureza ritual y cómo los pecados y la impureza deben ser expiados para que el pueblo pueda acercarse a Él.

Todo esto apunta al Mesías, quien vino a purificar a su pueblo de todo pecado y restaurar la santidad y la pureza en nuestra relación con Dios (Efesios 5:25-27)

Conclusion:

‌Este libro como iremos estudiando nos habla del deseo de Dios de habitar con su pueblo, y su anhelo que ellos puedan acercarse a Él. Pero esto evidencia nuestra gran limitación, a causa del pescado, NO SOMOS SANTOS POR NATURALEZA. Esto es muy importante comprender, no importa que tan bueno o justos creamos que somos, la unidad de de medida siempre será Dios. Por eso, el creador dio una serie de CORBANOT que nos permitía acercarnos o limpiarnos temporalmente. CORBANOT que apuntan a la persona del Mesías, perfecto, voluntario, expiatorio, para nuestro acceso, purificación y santificación permanente.

Share

Deja un comentario