YOM KIPUR: ¿Qué es?


Israel
por

Datos rápidos de Yom Kipur

Significado del nombre hebreo: El día de la expiación

Nombre en español: generalmente llamado por su nombre hebreo, Yom Kipur

Mes del calendario occidental: septiembre u octubre

Fecha del calendario judío: 10 de Tishrei

Duración: un día

Establecimiento de Yom Kipur: Levítico 16 , 23

 

Antecedentes históricos

El SEÑOR le dijo a Moisés:

“El día diez del mes séptimo es el día del Perdón. Celebrarán una fiesta solemne en honor al SEÑOR, y ayunarán y le presentarán ofrendas por fuego. En ese día no harán ningún tipo de trabajo, porque es el día del Perdón, cuando se hace expiación por ustedes ante el SEÑOR su Dios. Cualquiera que no observe el ayuno será eliminado de su pueblo. Si alguien hace algún trabajo ese día, yo mismo lo eliminaré de su pueblo. Por tanto, no harán ustedes ningún trabajo. Este será un estatuto perpetuo para todos sus descendientes, dondequiera que habiten. Será para ustedes un sábado de solemne reposo, y deberán observar el ayuno. Este Sábado lo observarán desde la tarde del día nueve del mes hasta la tarde siguiente.”
(Levítico 23:26–32).

Desde tiempos antiguos, Yom Kipur se ha considerado el día de fiesta más santo en el calendario bíblico judío. El mismo nombre describe la historia que representa, ya que precisamente en ese día, una vez al año, el sumo sacerdote entraría en el lugar santísimo para ofrecer expiación para la nación. En una sola palabra, Yom Kipur ilustra el concepto de regeneración por aquellos quienes siguen el camino divino de redención de los pecados.

Levítico 16 describe con gran detalle la ceremonia a realizar en este día, la cual se centra en el sacrificio de dos machos cabríos. Un macho cabrío, llamado Jatat debía ser ofrecido como sacrificio de sangre para cubrir simbólicamente, los pecados de Israel. El otro macho cabrío, llamado Azazel, o chivo expiatorio, tenía que ser llevado delante del sacerdote. El sacerdote ponía las manos en la cabeza del cabrío mientras confesaba los pecados del pueblo. Solo que en lugar de matar al animal de la manera tradicional, el macho cabrío sería soltado en el desierto, así sacando simbólicamente los pecados de la nación y quitándolos de en medio de ellos.

Este acto debió haber sido una imagen impactante de la provisión de la expiación por medio de la gracia de Dios. La expiación y el perdón, a través de un sacrificio substituto. El tema de Yom Kipur lo convirtió en el día de fiesta más preeminente en el antiguo Israel. Asimismo, al celebrarse diez días después de Rosh Ha-Shaná, el tema de Yom Kipur cobra era aún más importante. Lo que se inició el primer día de Tishrei, que era prácticamente, el arrepentimiento y la autoevaluación, se culminaba en el décimo día del mes con la redención y con la regeneración. No hay tema más importante en las Sagradas Escrituras, que el de recibir la expiación por los pecados de acuerdo a la manera que Dios ha prescrito.

A través de toda la época del Templo y hasta el día presente, Yom Kipur ha mantenido una relación especial con el pueblo judío. En los tiempos del Templo, la manera de guardar este día estaba claramente definida, la cual se centraba en los sacrificios. Sin embargo, en el año 70 después de Yeshúa, el Templo fue destruido; por lo tanto, los rabinos y los teólogos, han sido enfrentados por cuestiones confusas.

¿Cómo se puede celebrar Yom Kipur sin tener el lugar adecuado para el sacrificio? ¿Cómo se puede tener un Yom Kipur sin el sacrificio de Kapará adecuado?

Los rabinos del primer siglo decidieron establecer algunas substituciones, para llenar este vacío. La Tefilá (la oración), la Teshuvá (el arrepentimiento) y la Tzedaká (la caridad), reemplazan los sacrificios en la manera moderna de guardar Yom Kipur. Esto explica por que la observancia moderna es tan diferente de lo que era en los tiempos bíblicos.

Existen sectas judío ortodoxas que todavía ven la necesidad de que el Templo y los sacrificios de animales sean restaurados en Israel. Existe un grupo, llamado “Temple Mount Faithful” (Los Fieles del Monte del Templo), que se encuentran muy ocupados reproduciendo los vasijas santas y las vestiduras sacerdotales en preparación para el Templo venidero. Ya han intentado inclusive, colocar la piedra angular en el Monte del Templo en Jerusalén, creyendo firmemente que tal estructura volverá a edificarse muy pronto.

La gran mayoría de los judíos ven estas cosas como una aberración, sin embargo todo apunta hacia la necesidad preeminente de la redención, tal y como se describe en la Biblia. Si se fija uno cuidadosamente en la observancia moderna de la sinagoga, no es difícil ver que el tema está ahí todavía, aunque se encuentre sumergido debajo de mucha tradición.


Israel

Web designer y amante de la Fotografía, no solo creo en Dios, sino LE CREO A DIOS, alegre, easygoing, despistado y muchas cosas mas... Pero sobre mi no importa, TODO es sobre Yeshúa HaMashiaj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: